jueves, 20 de junio de 2013

TRANSPLANTE DE TOMATERAS A RAIZ DESNUDA

Hola amigos.

Con el siguiente artículo os hablaré del transplante de tomateras a raíz desnuda.

El transplante de mis tomateras se realizó hace ya tiempo, concretamente el día 26 de mayo, pero hasta ahora no he redactado el artículo pues estaba esperando ver los resultados.

Las primeras tomateras que puse en el huerto procedían de bandejas de alvéolos y por lo tanto venían con cepellón. Estas otras se arrancaron de semillero y se pusieron a raíz desnuda.


Tomateras con cepellón
Tomateras con cepellón


Tomateras a raíz desnuda
Tomateras con raíz desnuda
 
Sin duda alguna, la utilización de plantas con cepellón tiene mayores ventajas que si se emplean a raíz desnuda, y podríamos reducir como único inconveniente su precio. En mi caso, las adquirí por 0,15 cts cada planta. Con la planta en cepellón el arraigo es mejor y más rápido, ya que tienen muy bien desarrolladas las raíces y además cuentan con un poco de sustrato del cual obtener nutrientes en ese período inicial de adaptación al terreno definitivo. Esto le permite reducir en gran medida el estrés que le supone a la planta, y además de acelerar su adaptación y crecimiento, se hace menos sensible a la posible incidencia de enfermedades.

Con la planta a raíz desnuda se carece de ese reservorio de nutrientes cerca de las raíces, por lo que la adaptación al terreno definitivo es más lento y difícil. También, como es mayor el estrés que la planta sufre durante este período, es mayor la posibilidad de que haya problemas sanitarios producidos por alguna enfermedad que aprovecha este momento para parasitar nuestra tomatera.


Tomateras a raíz desnuda
Poniendo las tomateras
 
Mi recomendación es que, en la medida de lo posible, utilicéis plantas en cepellón, pero haciendo bien las cosas no tiene porque ir mal. De hecho, la prueba la teneis en mi huerto, donde de 12 plantas que puse tan solo se fue 1, que además era más pequeña que las demás y tenía peor pinta.


Tomateras a raíz desnuda
Tomateras en primer término, y pimenteras al fondo
 
Una última recomendación si os decidís a emplear el sistema a raíz desnuda, para cualquier cultivo, no solo en tomates. Debéis apretar bien el terreno, para que así el contacto entre raíz y suelo sea bueno. Si no se hace así, se corre el riesgo de que queden bolsas de aire y que el arraigo sea malo.

 
Espero que os sea útil este artículo y os resulte interesante.

Os remito además a mi canal de Youtube donde podréis ver vídeos sobre este y otros temas que espero también sean de vuestro interés.



Un saludo y hasta otra ocasión.

Recordad que, a pesar de todo, el huerto es fácil.